Zapatero: “Vamos a pisar el acelerador del cambio, no nos van a detener”


En la medida que pueda, el líder del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, tratará de que el 37º del Congreso del PSOE no pase desapercibido ni que pueda decirse de él que careció de contenido. Algunos de los asuntos bloqueados o aparcados por el Gobierno, la mayoría controvertidos socialmente, saldrán a la luz. Ya sea la laicidad, el aborto, la eutanasia, la energía nuclear o la guerra del agua. “No nos van a detener en las reformas que queremos para este país; vamos a pisar el acelerador del cambio”, comentó.

Esta declaración de principios recorrió el discurso de más de una hora de Zapatero ante el millar de delegados de este Congreso para defender su gestión y la de su Ejecutiva de los cuatro últimos años.

Así las cosas, los delegados que empezarán hoy a trabajar en las comisiones se encontrarán que muchos de sus postulados serán atendidos o incluso superados por la dirección. “Hemos sido, somos y seremos un partido de izquierdas, sin necesidad de giros, somos lo que somos con tranquilidad”, señaló Zapatero. Los socialistas tienen que aprovechar el tiempo y continuar “las reformas para la modernización de España”.

Agradeció a los miembros de su Ejecutiva el trabajo, pero sólo citó dos nombres: Alfredo Pérez Rubalcaba y José Blanco. La gestión de este equipo saliente fue aprobada pasadas las diez de la noche por el 100% de los delegados. Antes, y a puerta cerrada, todos los secretarios generales respondieron al discurso de Zapatero. No hubo objeción alguna, sino más bien entusiasmo. El líder socialista les aseguró que habían entrado a este congreso “fuertes” pero que saldrían aún mucho más. Y esa fuerza les servirá “para cambiar las cosas”.

En un discurso ideológico, Zapatero les animó a empujar las reformas. “De nosotros se espera que nos atrevamos a dar respuesta a situaciones diferentes”. Hubo alabanzas a Felipe González y recuerdo emocionado para dos compañeros fallecidos: el andaluz Alfonso Perales y el vasco Isaías Carrasco. También palabras de afecto para el ex presidente de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, aunque ironizó sobre su costumbre de “dar titulares” en los Congresos. Por la mañana, Ibarra había criticado la exclusión de los secretarios generales de la futura ejecutiva y pidió que la próxima no estuviera compuesta por “bebés”.

Ya ha superado la infancia pero la joven secretaria de estado de cooperación, Leire Pajín, era situada anoche por todas las federaciones como figura relevante de la nueva ejecutiva, incluso que pudiera optar a ser número tres, tras Zapatero y Blanco. Como nombres nuevos se cita a la diputada extremeña Soledad Pérez Domínguez y a la vicepresidenta del Gobierno de Castilla-La Mancha, María Luisa Araujo. Zapatero celebró anoche la última cena con la ejecutiva que expirará mañana domingo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s